En promedio, las provincias destinaron el 48,8% de sus presupuestos a gastos en personal durante el año 2018, según se desprende de sus ejecuciones presupuestarias. Hay grandes discrepancias entre jurisdicciones: en Chubut, el gasto en personal representa el 61% de sus erogaciones mientras que en Santiago del Estero alcanza el 37%.

Las provincias destinan la mitad de su presupuesto a gastos en personal
El gasto en personal es la partida de mayor importancia dentro de los presupuestos provinciales. Concretamente, este rubro de gastos como proporción del gasto total fue, en promedio, equivalente al 48,8% para las provincias argentinas durante el año 2018. Para el período 2008 – 2018 el valor mínimo se registró en 2008 y 2010 con un 46,6%, en tanto que el máximo se dio en el ejercicio 2016, cuando dicho gasto alcanzó el 52,7% de participación en los presupuestos de las jurisdicciones. En la última década esta erogación aumentó 2,2 puntos en su ponderación y promedió un 49,5% sobre el gasto total, es decir, que de cada peso que gastan los estados provinciales la mitad es destinado a su personal.

Las provincias destinan más de la mitad de su presupuesto a gastos en personal

Como se puede observar en el gráfico anterior, la participación promedio de las provincias en el rubro gasto en personal decreció 1,8 puntos porcentuales entre 2017 y 2018 (de 50,6% a 48,8%), producto de un aumento del total de egresos por encima de la partida bajo estudio. Las provincias que mayores caídas registraron fueron Tierra del Fuego (del 56,7% al 49,7%), seguida por Santa Cruz (55,7% a 49,2%) y Córdoba (43,5% a 38,2%). En cuanto a los incrementos, el más destacable fue el de Catamarca que pasó de 49,7% en 2017 a 51,5% para el 2018. Cabe resaltar que solo 7 jurisdicciones presentaron incrementos interanuales, mientras que el resto disminuyó su ponderación.

Por su parte, las provincias que en el año 2018 presentaron la mayor proporción de erogaciones en personal en relación al gasto total ejecutado son: Chubut con 61%, seguida por Río Negro y Tucumán, ambas con un 57,5%. En sentido contrario, las provincias con más bajo porcentaje de dicha erogación fueron Santiago del Estero con 37%, luego San Juan (37,2%) y cerrando el podio San Luis con el 38% sobre el total del gasto.

Las provincias destinan más de la mitad de su presupuesto a gastos en personal

Teniendo en cuenta los montos totales, cabe señalar que durante el año 2018 el crecimiento del anual del gasto en personal fue de un 25,3% para el total de jurisdicciones, cifra inferior a la inflación registrada durante ese mismo período (47,6%) y también menor al aumento del gasto total del consolidado de jurisdicciones (29,6% interanual). Se destacan en este contexto, las provincias de Neuquén (34,8%), San Juan (33,5%) y Córdoba (30,7%), que a pesar de ser las de mayores incrementos, se ubicaron incluso muy por debajo de la inflación para dicho período. En el otro extremo, las jurisdicciones que tuvieron las subas más bajas fueron Tierra del Fuego con 12,7%, Misiones con 14,4% y Chubut 17,9%, en tanto que en Santa Fe el incremento fue del 23,3%, por debajo del consolidado provincial.

Otro cálculo que puede realizarse es aquel que toma en cuenta las erogaciones per cápita, es decir, lo que cada jurisdicción destina de sus recursos a gastos en personal en relación a la cantidad de habitantes que tiene la misma. Este nuevo ranking, para el año 2018 es encabezado por Tierra del Fuego con $77.729 pesos por individuo seguido por Neuquén y Santa Cruz con $67.463 y $57.026 respectivamente. En el otro extremo, se encuentra Santiago del Estero con sólo $17.867 pesos, más arriba Buenos Aires ($18.353) y Misiones ($19.682), en tanto que la provincia Santa Fe con un gasto per cápita de $22.718, se encuentra por debajo del promedio ($34.089).

Los datos anteriores no hacen más que demostrar las grandes disparidades que hay entre provincias, incluso entre aquellas de similares características. Por ejemplo, se puede citar el caso de provincias vecinas como Santiago del Estero y Chaco, con poblaciones relativamente similares pero el gasto en personal per cápita de la provincia chaqueña es 1,8 veces superior aproximadamente que el de la santiagueña. También se analizar las diferencias entre Neuquén y San Luis, donde la primera es 2,7 veces mayor que la segunda y eso a pesar que la provincia Patagónica posee mayor población que la cuyana lo cual le mejora el ratio gasto en personal sobre población total.

En efecto, el gasto en personal tiene una significativa participación dentro de los presupuestos provinciales, absorbiendo la mitad de los gastos de este nivel de gobierno. De hecho, la cantidad de empleados públicos provinciales ascendió a 2,3 millones de personas en 2017 (último dato oficial disponible), habiéndose incrementado un 38% en los últimos diez años.